Hola! En el post anterior te decía que hay más maneras de trabajar con las fuerzas o energías que tienen los cristales.
También vamos aprovechar la luna llena de hoy para además poner este truqui en práctica.
Ok, vamos allá.Pues si. Podemos trabajar o ayudarnos y apoyarnos en nuestros hermanos cristales y minerales para nuestro camino de vida.
Los podemos llevar con nosotras en forma de joyas. Utilizarla en diferentes terapias, rituales, meditación… Peeeeero además amiga, podemos ingerir esas emanaciones que ellos desprenden. OJO esto NO lo podemos hacer con todos ya que algunos de ellos pueden llegar a ser tóxicos, como es la selenita o malaquita, etcétera.


Bueno, vamos con nuestras “Aguas mágicas”
Agua de cuarzo rosa.

¿Qué necesito
– Un cuarzo rosa (ideal que este pulido)

– Bote o botella de cristal.

– Agua mineral (o de manantial).

Ahora es una fácil cómo poner el cuarzo en el bote que hayamos elegido y ponemos el agua hasta llenar el recipiente. Y lo dejamos reposar durante una noche. Si es luna llena, plus extra.
Hay veces que personalmente no dejo toda la noche el agua, sino que tengo mi botella de cristal y pongo un cuarzo en ella y voy bebiendo con un vaso. ¡Fácil! 


¿Qué trabajo con esta agua mágica?

Al entrar en contacto con el agua hará que las propiedades del cristal que elijamos se transfieran a nuestra agüita.
En especial al tomar nuestro elixir de cuarzo rosa trabajaremos el amor a nosotras mismas. El amor incondicional. Para restaurar la confianza y la armonía. Y todas las demás propiedades del cuarzo rosa la integraremos de forma muy suave y sutil en nuestro campo de vibración y energéticamente.


¿Durante cuánto tiempo tomar?

Mi recomendación es trabajar durante 21 días seguidos y luego descansar.
Muy importante. El hecho de elegir un cuarzo que esté pulido es para que haya menos posibilidades de que un pequeño fragmento pueda desgranarse… Por ello, te recomiendo que elijas un canto rodado. Si no tienes, una cosa que puedes hacer es, para tener mayor seguridad, si pones un cuarzo en bruto, después de que tú agua haya reposado e integrado las energías del mineral, es colarlo en una malla o colador de tela.

PLUS:
Además  puedes ritualizar con un plus a tu elixir por ejemplo, dándole Reiki, poniéndolo a la luna llena. Si tienes una botella de cristal azul, la puedes también exponer al sol para luego tomar agua solarizada. También puedes armonizarla con geometría sagrada o incluso escribiéndole palabras bonitas o decírselo como los experimentos que nos enseñó Masaru Emoto. 😉